Fútbol uruguayo
Un loco más cuerdo

Sebastián Abreu: “No llego a Boston River a ser goleador o a que me vean de Europa”

“Sería poco serio llegar el jueves y jugar el domingo. Creo que podré jugar a partir de la tercera fecha”, explicó el Loco.

11.07.2019 10:45

Lectura: 3'

2019-07-11T10:45:00
Compartir en


Sebastián Abreu acordó su vínculo en Boston River “en principio por un año con opción a seis meses más” y se mostró “feliz y contento de reiniciar una etapa en la que uno tiene la misma ilusión de poder estar totalmente integrado al grupo y ganar tiempo en cuanto a la preparación”. “Tengo claras las necesidades y lo que el club se está jugando en este semestre”, dijo, y advirtió que “pelear el descenso es complejo” y por eso “la parte mental es importante”.

“En lo personal es volver a la Primera División del fútbol uruguayo y seguramente vivir sensaciones diferentes en esta etapa que nunca me había tocado vivir. Lo más lindo es poder compartirlo con la familia y con mis hijos más chicos, que tendrán la chance de disfrutar futbolísticamente al padre como no pudieron durante muchos años. Hay una necesidad a nivel familiar de poder disfrutar el día a día”, explicó.

“Son de las cosas que uno puso en la balanza, más allá del interés y el deseo que puso el club y el cuerpo técnico por poder contar con un jugador de mis características”, destacó, y valoró que Boston River le mostró sus ganas de ficharlo “hace un año y casa seis meses”. “Por distintos factores y porque tenía club en el exterior no se podía dar. En este caso, volviendo de mi pasaje por Estados Unidos comentando la Copa América, lo hablé con mi familia y cuando me volvieron a llamar la tercera fue la vencida. Me quiero quedar en Uruguay por más que surgieron algunas chances del exterior”, expresó.

“No es necesario ser goleador ni que me vean de Europa. El objetivo es sumar puntos para la tabla del descenso dentro de una forma de jugar que Gastón (Machado) tiene y una cosa te lleva a la otra. Eso te va a llevar porque estamos colocados en una posición muy buena para pelear por clasificar a una copa. Esperemos que al final del año haya sonrisas y alegrías por haber hecho un buen semestre y que el grupo pueda coronar el esfuerzo de un año quedándose en primera y jugando un torneo internacional en 2020”, sostuvo.

Sobre la posibilidad de estar el domingo en el Campeón del Siglo ante Peñarol, fue claro: “Estamos en el fútbol uruguayo pero no deja de ser profesional y serio. Sería poco serio que llegara el jueves y jugara el domingo. Boston River es un club con planificación que se viene entrenando hace un mes. Uno se va a incorporar hoy y tendré 10 días de puesta a punto, más allá de que estaba entrenando por las mías. No es lo mismo entrenar para competir. Me tengo que acoplar en lo táctico y al grupo. Hemos entendido que a partir de la tercera fecha sí podré estar en condiciones de estar con el plantel”, concluyó.