Fútbol uruguayo
Contento el tesorero

Peñarol: El pase de Brian Rodríguez fue “un buen negocio que no se podía dejar pasar”

Le necesidad económica y la posibilidad de recibir más dinero por la venta de Rossi incidieron en la decisión de los carboneros.

26.07.2019 09:09

Lectura: 3'

2019-07-26T09:09:00
Compartir en


El pase de Brian Rodríguez por 11.500.000 dólares a Los Ángeles FC dejó a Peñarol “con un sabor agridulce, según reconoció el dirigente Alejandro Ruibal. El perjuicio deportivo y el beneficio económico confluyen en una operación que dejará al club aproximadamente un 55% del bruto, descontando los porcentajes del contratista Pablo Bentancur y del jugador.

Si bien la intención de los carboneros era retener al extremo oriundo de Tranqueras hasta fin de año, el equipo estadounidense se lo llevará la semana que viene porque “el que pone la plata manda”, según expresó Ruibal al programa 100% Deporte, de Sport 890. Además confirmó que los aurinegros se quedarán con un 22,5 % del próximo pase.

El otro interesado en Rodríguez era Udinese de Italia, pero los carboneros se decantaron por la oferta que consideraron mejor. Además, está vinculada a un posible pase de Diego Rossi, de Los Ángeles FC, a un club de la Premier League. Entre el 10% de la plusvalía de un futuro pase de Rossi y los derechos de solidaridad, los carboneros podrían embolsar U$S 2.000.000 más.

“Uno no se puede quedar con los papeles viejos de los mercados. No podemos quedarnos ciegos mirando sólo a Europa. Hay que analizar negocio a negocio, y tiene que ver con una línea estratégica de Peñarol de orientarse al mercado americano. Tiene que ver con la pretemporada en Miami y otras cosas que se vienen haciendo. Lo de Rossi está enganchado”, añadió, y confirmó que habrá un amistoso en Los Ángeles.

Peñarol apunta a abrir “el mercado de California, que es la zona futbolística importante en Estados Unidos”, y terminó aceptando “un buen negocio que no se podía dejar pasar”. “Las oportunidades a veces pasan y pueden ocurrir lesiones. Está llena la historia de jugadores que pudieron haber agarrado un pase y lo perdieron. No somos quiénes para jugar con eso”, dijo.

“Además el club tiene necesidades. El club tiene que enfrentar las cuentas, cerrar el año, pagar los sueldos y cumplir con los planes con los que nos comprometimos. La venta de este tipo de jugadores es parte necesaria para cubrir parte del presupuesto”, reconoció.

Sobre el perjuicio deportivo, también fue claro: “Brian es un excelente jugador en potencia, pero el primer semestre no lo ganamos exclusivamente por él”. “Vamos a ver si encontramos algo libre en el mercado, pero tampoco es que hayamos desmantelado el equipo”, señaló.