Fútbol Internacional
No más payasadas

Pablo Aimar se retiró del fútbol

Pablo Aimar cerró su carrera como futbolista profesional a los 34 años mediante una carta dirigida al plantel de River Plate. Al no estar inscripto en la lista de buena fe para la Copa Libertadores dio un paso al costado y admitió que físicamente no está a la altura de sus compañeros.
15.07.2015 12:14


El sobrehueso en el talón del pie derecho de Pablo Aimar lo tuvo a maltraer durante varios meses. Primero lo llevó a rescindir su contrato en el fútbol de Malasia y después a retrasar su anhelado retorno a River Plate, ya que en su vuelta al club que lo catapultó al mercado europeo quería estar a un 100%.

El cordobés de 34 años hizo la pretemporada de verano pero en febrero tuvo que someterse a una nueva operación, lo que lo marginó del plantel durante tres meses. El 31 de mayo jugó por primera vez desde su vuelta al Monumental de Núñez, justamente en el escenario riverplatense: fueron 16 minutos contra Rosario Central.

Tres días después de su estreno en esta segunda etapa riverplatense Aimar jugó media hora ante Liniers de Bahía Blanca por la Copa Argentina. Marcelo Gallardo empezaba a ilusionarse con recuperar la mejor versión del Payasito de cara al segundo semestre, pero no pudo.

El entrenador millonario ni siquiera incluyó a Aimar en la lista de buena fe de las semifinales de la Copa Libertadores, que permitía varios recambios, y el jugador optó por dejar de jugar al fútbol, entendiendo que la decisión del director técnico fue justificada.

Carta de Aimar a sus compañeros

“Compañeros, antes que nada quiero agradecerles a todos por lo bien que me trataron estos meses que me tocó estar con ustedes. La pasé muy bien, siendo parte de un grupo de personas fantástico. Intenté todo para poder estar físicamente a la altura de ustedes. No me dio, ayer me comunicado que no voy a estar en la lista de la copa, y lo entiendo, no quiero ocupar un lugar que seguramente es para otros muchachos. Por eso decidí dejar de jugar profesionalmente. Los voy a estar alentando desde fuera, espero que consigan todo lo que se merecen. Un día de estos paso a saludarlos y agradecerles personalmente por cómo me trataron. Grandes abrazos para todos!!”