Contenido creado por José Luis Calvete
Fútbol Internacional
"Miles de partidos por mes"

Lugano y las críticas a la Copa América: “Sanitariamente es ridículo el posicionamiento”

“Hace un año se juega al fútbol en Brasil”, recordó la Tota, quien habló del VAR, de la Celeste y de sus preferidos para sustituir a Tabárez.

07.06.2021 09:50

Lectura: 5'

2021-06-07T09:50:00
Compartir en

FútbolUy. Seguinos en Twitter @futbolportaluy

Diego Lugano, instalado en Brasil y devenido en panelista de ESPN, habló en extenso con el programa ‘Locos por el fútbol’ de FM Del Sol y se refirió a la polémica que encierra la fijación de la Copa América en el país más grande del continente, donde asegura que “la sociedad está partida al medio” y ahí está el origen de las críticas, además de que “Globo perdió los derechos de transmisión y es la que más empezó a desestimular”.

“Todo lo que se ve bien de un lado, del otro está mal. Inmediatamente una parte de la prensa empezó a exigir posición a los jugadores. Además hay un desgaste grande con el presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol, que hoy pidió licencia por un tema muy grave. Se juntó todo”, sostuvo.

Sanitariamente es ridículo el posicionamiento. En Brasil se juega hace un año

“Los muchachos de Brasil se ven en una encrucijada. Por un lado, socialmente los aprietan para que tomen posición. Y por otro les dicen que hace un año se juega al fútbol en Brasil, que los jugadores tienen vacunas y tienen los mejores protocolos del mundo. ¿Y no quieren jugar? Los han puesto en una encrucijada brava”, señaló el ex defensor de 40 años.

“En el fondo, también creo que los jugadores están cansados después de un año extenuante en Europa, siguiendo protocolos y burbujas que agotan. Brasil va primero en la Eliminatoria, su único objetivo es el Mundial y ya ganó la última Copa América. Quieren descansar. Si ganan la Copa América, es la obligación y les importa un carajo porque tienen que ser campeones del mundo. Y si no la ganan es crisis”, opinó.

Por otra parte, cree que “sanitariamente es ridículo el posicionamiento desde el momento en que hace un año se juega al fútbol en Brasil en primera, segunda, tercera y cuarta división, torneos estaduales, los sub-20 y sub-17, la Sudamericana y la Libertadores”. “Hay miles de partidos por mes. Hoy en Río de Janeiro hay un preolímpico de gimnasia artística con delegaciones de todos lados de América en un lugar cerrado, pero nadie dice nada. Es un tema de imagen porque el fútbol repercute más”, agregó.

La selección y el VAR

Lugano dijo estar en contacto con referentes del plantel actual de la selección uruguaya para “ponerlos al día de algunas cosas” referentes a la Copa América en Brasil, y consideró que el pasado jueves frente a Paraguay “se dio “un partido bastante cerrado como se podía prever y como se dan siempre con Paraguay, que son trabados en la mitad de la cancha”. “Uruguay no jugó su mejor partido. Hacía tiempo que la barra no jugaba junta y se notó”, reconoció.

Por otra parte, recordó que “el Estadio Centenario, para los gurises que vienen de Europa, es una cancha lenta por el pasto” porque “la pelota no corre a la misma velocidad”. “En la época en que yo jugaba no podía decirlo, pero ahora que no juego más puedo decir que eso juega también. En la Copa América, si les toca buenas canchas a estos jugadores que juegan a buen nivel, se va a ver otro fútbol”, vaticinó.

Contó que habló con Diego Godín “casi inmediatamente después del partido” y criticó la decisión del VAR de anularle un gol a Jonathan Rodríguez, aunque para él “ya es repetitivo” el concepto sobre el videoarbitraje, sobre el que se posicionó en contra en Brasil. “Lo veo como un retroceso y no como un avance. Para mí no trae justicia porque aumenta muchísimo lo que es la interpretación y la injerencia externa de un tercero que está tomando un café y con aire acondicionado”, dijo.

“Capaz que la intención fue buena, pero no está resultando. Hace tres años le busco las palabras, pero el maestro Tabárez me allanó el camino; hay que hacer un VAR para el VAR. Y ese VAR para el VAR tiene que estar compuesto por jugadores y técnicos, que son los que entienden realmente qué es un contacto, qué es saltar a cabecear y cuándo un jugador se tira y cuándo no. Los jueces generalmente no entienden eso y un jugador sí”, expresó.

La importancia del maestro y su sustituto: “Un uruguayo o Simeone”

Lugano cree que Tabárez marcó “un mojón histórico con un proceso que ordenó y profesionalizó a la selección, dándole un rumbo”. “Gestionó grupos humanos y el fútbol como no lo ha hecho nadie en el mundo y por eso es tan reconocido. Capaz que otras generaciones mejores no tuvieron esa oportunidad que tuvimos nosotros”. Añadió Lugano, quien cree que “es imposible que haya otro maestro en la forma de gestionar el proceso”.

Como posible sustituto para cuando su etapa al frente de la Celeste llegue al final, cree que “hay que buscar un perfil de alguien que pueda hacer un trabajo a mediano o largo plazo, que esté actualizado y que conozca a los jugadores”. “Tengo muy claro quiénes podrían ser pero no voy a dar nombres porque estoy muy vinculado a todos los que podrían ser”, señaló.

Cuando le preguntaron si necesariamente el nuevo seleccionador debe ser uruguayo, se mostró de acuerdo pero con un matiz: “O Simeone. Cuando era jugador tenía un rechazo, pero me hice hincha a muerte del Atlético de Madrid por la manera en que juega y por cómo respeta a los uruguayos”. “Por ahí capaz que la AUF puede juntar 25 o 30 millones de euros por año y pagarle”, bromeó.

FútbolUy. Seguinos en Twitter @futbolportaluy