Más deportes
Aguante los guantes

El Chino Maidana y una imperdible anécdota de los guantes en su pelea con Mayweather

“El boxeo era un trabajo y ya me jubilé. Las peleas con Mayweather me ayudaron a jubilarme temprano”, contó el argentino.
11.01.2019 13:14


La fama que Marcos René Maidana tenía a nivel sudamericano se transformó en mundial en 2014, cuando protagonizó dos peleas con Floyd Mayweather. La primera fue el 3 de mayo y la segunda el 13 de setiembre, ambas en el MGM Grand Garden Arena de Las Vegas con el mismo resultado; ganó el estadounidense por puntos.

Luego se retiró con un registro de 35-5, tras 10 años arriba de los rings a nivel profesional. Hoy tiene 35 y se lanza a una nueva carrera; la de promotor. Antes probó arrendando campos y tenía un feedlot, pero “ya no es tanto negocio”. Así se lo contó al diario La Nación, que este viernes publicó una jugosa entrevista con él.

“No extraño nada del boxeo. Era un trabajo. Me jubilé, ya pasó la etapa. Sigo viajando, yendo a las peleas, pero sin entrenar ni subir al ring. Las peleas con Mayweather me ayudaron a jubilarme temprano”, reconoció el Chino Maidana, quien de aquel combate con el invicto campeón estadounidense dejó algunas anécdotas jugosas.

Al momento de elegir los guantes optó “por unos Everlast mexicanos que siempre usaba”. “Tocás y sentís los nudillos. Tienen cerda de caballo y poca goma espuma. Cuando él los tocó no quería saber nada. Empezó a decir que había que proteger a los boxeadores. ‘Por cosas como estas mueren los boxeadores’, gritó. La Comisión de Boxeo dio el ok. El guante era reglamentario. Mayweather dijo que no había pelea”, rememoró.

En ese momento, lejos de amilanarse, utilizó el visto bueno de los organizadores para sacar provecho. “Le pregunté: ‘¿cuánto hay?’ Él no iba a suspender la pelea por los guantes. Yo ya tenía el contrato firmado y no perdía nada. El que perdía era él. Así que lo negocié directamente con él y pensé; ‘¿Si uso los guantes que quiero y pierdo igual?’ Mejor usar los que quería él y que me diera una moneda más”, narró.

Un par de años después de aquella pelea se hizo viral una foto suya con una pila de dólares haciendo ostentación. Aclara que no quiso hacerle una burla a Mayweather, sino que se trató de un mensaje para un fanático que lo estaba desafiando.

“Un fan mío, ni siquiera un amigo, me invitó a salir a algún lugar. Le dije que no podía y me contestó: '¿Andás seco?'. Yo justo estaba con la plata, me saqué la foto y le dije: 'Capaz que me alcanza con esto, ¿no?'. Era algo para él, no tenía intenciones de mostrarlo públicamente”, reveló. No obstante, no se arrepiente. “No creo que tenga que dar explicaciones. Es mi guita, me la gané. Lo que más me importa es que si otros boxeadores ven la foto puedan tenerlo como una motivación y que sepan que pueden llegar a tenerlo”, explicó.

Hoy, con 35 años, asegura que ni piensa en volver a boxear. “Casi todos dicen que se retiran y vuelven. Yo quiero ser único. No quiero faltar a mi palabra. Estoy bien. Igual, si estuviera mal, no volvería. Buscaría otros recursos. Tengo otros negocios, otras cosas. Cuando me afirmé bien, me retiré y se acabó. Boxear es algo que quedó atrás”, concluyó.

Temas relacionados: