Selección
Que sea este año

Brasil, la espina del maestro Tabárez. “Me hubiera gustado ganarle”, contó a FútbolUy

El maestro concedió una extensa nota y se refirió, entre otras cosas, al único rival sudamericano al que no pudo vencer en este proceso.
01.02.2019 19:42


Óscar Washington Tabárez atendió a diferentes medios en el correr de esta semana, y entre ellos estuvo FútbolUy. Como adelanto de una extensa entrevista de la que se irán publicando distintos fragmentos en este portal en los próximos días, habló de la Copa América y de su organizador, Brasil, que es la única selección del continente a la que nunca pudo vencer.

“Por primera vez un entrenador que no consigue la Copa del Mundo se mantiene en el cargo. Es algo positivo para Brasil y lo hace más poderoso. ¡Pobre de todos los demás que tenemos que enfrentarlo!”, reflexionó el maestro, aunque marcó algunas falencias que nota a nivel organizativo en el país que “siempre es candidato a ganar la Copa del Mundo”.

“Por más cantidad que se tenga de buenos jugadores, que son el principal factor de rendimiento en el fútbol, hay otros argumentos para obtener resultados. En las grandes ligas europeas hay decenas y decenas de jugadores brasileños, y eso es un punto a favor comparado con países con menor población. Eso pesa, pero también pesan los procesos de trabajo, el sentimiento de identidad y el vincular las selecciones juveniles con la mayor”, dijo.

"En 2007 le dimos un baile bárbaro pero perdimos"

“En la sub-20 actual de Brasil hay sólo dos que estuvieron en la sub-17 anterior (de 2017). En Uruguay hay mucho más. Son cosas del fútbol moderno, de la planificación y de procesos largos que se hacen. Todo tiene su evolución”, manifestó el maestro, y no dudó cuando se le preguntó si Brasil es una espina por ser la única selección del continente a la que nunca pudo vencer: “Sí. Me hubiera gustado ganarle”.

“En 2007 hubo un partido en San Pablo que, hablando en términos futbolísticos, le dimos un baile bárbaro, pero perdimos 2-1 por errores defensivos que cometimos y por la cantidad de situaciones de gol que malogramos. Eso generó repercusiones a todo nivel. A veces se gana y a veces se pierde. Me hubiera gustado ganar ese partido y por supuesto todos los que vengan”, señaló Tabárez.

“Todo lo que se hace en el fútbol es para trabajar sobre las cosas que nos pueden acercar a la posibilidad de ganar. Decir ‘voy a ganar’ me parece tonto, sin querer ser ofensivo con quienes lo dicen. Todos queremos ganar. No es necesario que se diga. ¿Quién va a perder? Me parece mejor no hablar de eso antes”, agregó.

"Ir con la mejor actitud"

“Prefiero ocupar el tiempo en las cosas necesarias para llegar a eso, como enfrentar situaciones que duran 90 minutos o más y que tienen que ver con lo físico, con lo técnico y con el andamiaje psicológico. Muchas cosas hay que trabajar porque es lo único que depende de nosotros. Y después hay que ir con la mejor actitud al partido y tratar de imponer lo de uno y también atender diferentes situaciones que se pueden plantear”, explicó.

La Copa América está en el horizonte y si bien la afronta “con expectativa”, prefiere “no cargar ninguna mochila innecesaria”. El lema de “partido a partido” se mantiene tan firme como el proceso que inició en 2006. ¿Será este año y en Brasil el momento y el lugar de sacarse esa espina? A partir del 14 de junio se sabrá.

La organización del fútbol local, el problema de juego por las bandas de la selección, el milagro del baby fútbol y la problemática que se presenta en torno a los jugadores que viajan jóvenes a Europa persiguiendo un sueño serán tema de los fragmentos de la entrevista a publicar en los próximos días.

FútbolUy – José Luis Calvete